PUERTOS

CONCESIONES

La APB no indemnizará al promotor del hotel en el puerto de Palma

El TSJIB rechaza la reclamación de 420.000 euros que solicitaba la empresa por quedar inadmitida su propuesta de construcción de un hotel en el Mollet pero queda pendiente la del mercado gastronómico.
MALLORCA PRESS

La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de les Illes Balears (TSJIB) ha desestimado el recurso interpuesto por la empresa Concesionaria Es Mollet, S.L. contra la Autoridad Portuaria de Baleares (APB) y confirma que no cabe reclamación de responsabilidad patrimonial por quedar inadmitida su propuesta de construcción de un hotel de cinco estrellas en el puerto de Palma.



En abril de 2014, la APB convocó un concurso para la explotación en régimen de concesión de un edificio para locales comerciales en el Contramuelle-Mollet  del puerto de Palma. Fueron dos las empresas presentadas al concurso, que el Consejo de Administración de la APB declaró desierto por haber sido inadmitidas ambas ofertas.



La propuesta presentada por Concesionaria Es Mollet consistía en la construcción de un hotel de cinco estrellas para 84 plazas hoteleras, 24 aparcamientos, piscina climatizada y otros servicios de uso hotelero. El Consejo de Administración inadmitió en marzo de 2015 la oferta por considerar que la propuesta del hotel incumplía las bases del concurso.



A consecuencia de esta decisión, Concesionaria Es Mollet solicitó una indemnización de 420.000 euros por los perjuicios económicos sufridos, que fue desetimada por la APB y que ahora recibe la confirmación de la sentencia del TSJIB.



Según argumenta la sentencia, la actividad hotelera se encuentra prohibida por el artículo 72 del Texto Refundido de la Ley de Puertos del Estado y de la Marina Mercante (TRLPEMM), salvo en ocasiones excepcionales, por razones de interés general debidamente acreditadas y previo informe de Puertos del Estado y del Consejo de Ministros. Es por lo que la sentencia estima que la oferta presentada no cumplía las condiciones de usos fijadas en la legislación vigente y que fue correctamente inadmitida.



A este contencioso se suma el de la empresa Mercados Gastronómicos de España que está todavía por resolver. Tras la convocatoria de un segundo concurso público para la explotación de dos en la plaza de Sant Elm frente a la lonja del pescado, el Consejo de Administración de la APB aprobó el pasado mes de febrero desistir de su tramitación.



El proyecto del mercado gastronómico tuvo el visto bueno de la comisión técnica en este segundo concurso y la empresa andaluza Mercados Gastronómicos de España estaba pendientes de la adjudicación cuando la APB cambió de opinión y decidió esponjar la zona donde antes había contemplado la explotación de locales mediante concesión administrativa.