MEDIO AMBIENTE

MEDIO AMBIENTE

Un nuevo vertido obliga a cerrar la playa de Ciudad Jardín

Emaya ha reparado la rotura pero la bandera roja sigue izada a la espera del resultado de las analíticas del agua del mar.
M.P.

La rotura de una tubería de aguas residuales provocó ayer un vertido que obligó a la empresa municipal de aguas y alcantarillado de Palma ( Emaya) a cerrar la playa de Ciutat Jardí. El baño estará prohibido durante toda la jornada de hoy, miércoles 8 de agosto.



Sobre las 17 horas de ayer, Emaya detectó una rotura en una cañería de conducción de aguas residuales en la entrada de la estación depuradora número 2, del Coll d'en Rebassa. Esto provocó un vertido de aguas residuales  en el torrent Gros, que acabó desembocando en la playa.



Los socorristas y la Policía Local procedieron a señalizar la zona para impedir el baño y evitar posibles infecciones. La bandera roja permanecerá izada a la espera del resultado de las analíticas del agua del mar.



Emaya ha informado que los trabajos de reparación de la tubería han acabado esta madrugada y que la estación depuradora del Coll d'en Rebassa, así como los bombeos ya funcionan de forma correcta.