GN 2002-2017 15 ANIVERSARIO

TROFEO PRINCESA SOFIA

La regata total

Mallorca es la capital española de la vela ligera gracias a esta competición que reúne cada año a más de 1.000 regatistas de medio centenar de países
FERRAN MUNIESA

Que el  Trofeo Princesa Sofía es hoy un referente para toda la vela mundial olímpica es algo innegable. Y ese mérito se debe a que el Sofía ha vivido en constante evolución. Su gran apuesta, que coincide en el tiempo con el nacimiento en 2002 de Gaceta Náutica, ha sido la profesionalización en todos sus ámbitos, desde el equipo, los medios hasta las estructuras organizativas tanto en mar como en tierra. Empezó siendo una regata casi amateur para la clase Dragón  con una veintena de participantes por clase y unas 15 nacionalidades y hoy acoge a casi 1.000 regatistas de una cincuentena de países



En este camino hacia la profesionalización se decidió apostar plenamente por la vela olímpica, eliminando del programa las clases de vela ligera que aún participaban, aunque manteniendo el Dragón por ser la clase inaugural.



Ello coincidió con el ingreso en 2009 de la regata mallorquina, aclamada por los regatistas como una de las mejores del mundo, en la ISAF Sailing World Cup. Años más tarde, la organización del Princesa Sofía decidió desvincularse de este circuito internacional, que se decantó por una estrategia más comercial y global, con citas en Asia y Oriente Medio. Aun así, los regatistas siguieron apostando por nuestra competición. Fiel a sus valores, el Trofeo Princesa Sofía mantiene hoy un alto grado de participación y es una de las regatas más queridas por las grandes figuras de la vela mundial.



Las condiciones climatológicas de Mallorca en primavera, los regímenes de viento de la bahía de Palma, la infraestructura de la isla y el alto grado de profesionalización de la organización son algunos de los factores que han contribuido a darle esta etiqueta. De hecho, también por esto son muchos los equipos olímpicos internacionales que en invierno se establecen en Mallorca. La isla es su base de entrenamiento invernal: de enero a marzo la bahía se llena de velas.



Al notable impacto social que tiene el Princesa Sofía en Mallorca ha ayudado sin duda la Reina doña Sofía –que preside casi cada año la entrega de premios–, pero también la experiencia y profesionalización de los organizadores. Precisamente en noviembre de 2008 la Federación Internacional de Vela premió con la medalla de plata al mérito deportivo a uno de los hombres más importantes del equipo, a Jaime Enseñat, que presidió el comité organizador del Trofeo S.A.R. Princesa Sofía durante 35 años. Una importancia que también es reconocida por las instituciones de Baleares y por numerosos patrocinadores. En estos últimos 15 años, el Princesa Sofía ha contado con el patrocinio de Madrid 2012, MAPFRE e IBEROSTAR como sponsors principales.



La evolución del Sofía también ha venido marcada por los ciclos olímpicos que en el periodo  que nos ocupa han coincidido con los  juegos de Atenas 2004, Pekín 2008, Londres 2012 y Río 2016. La competición mallorquina ha  sido el banco de pruebas de numerosas clases. Así vimos la llegada de Láser Radial en sustitución del Europa en 2005; el cambio del Yngling por el Match Race Femenino  y la incorporación de la vela paraolímpica en 2009; el estreno de dos nuevas clases en 2013: el 49er FX y el Nacra 17, tras eliminar el Tornado y el Star. También en las últimas ediciones se han ido probando nuevos formatos de Medal Race  en las diferentes clases.



La ensaladera del Trofeo Princesa Sofía  lleva grabados los ganadores de todas sus ediciones. Recibir la copa y poder levantarla en la solemne ceremonia que cada año cierra esta prestigiosa competición es un orgullo reservado sólo a los mejores de los mejores. Grandes figuras de la vela mundial tienen su nombre grabado en el palmarés de la regata, cuyo 50 aniversario se celebrará dentro de dos años.



...



Ferran Muniesa es director del Trofeo S.A.R. Princesa Sofía