OPINION

A CONTRACORRIENTE

Elogio al alcalde Noguera

Cuando he pensado que debía criticarlo, lo he hecho, pero hoy tengo que reconocer que ha sido el primer alcalde que ha tenido la cortesía de salir al mar para ver la regata que lleva el nombre de nuestra ciudad. Ningún otro se había dignado a saltarse el puente festivo para cumplir con los deportistas que nos visitan. Un aplauso para Noguera.
PEPE QUIROGA

Trataba en mi último artículo de la poca seriedad de los políticos y en concreto de su nulo interés por el mundo deportivo náutico y por las empresas náuticas españolas. Dos sectores que por el buen trabajo hecho durante los últimos veinte años hoy encabezan en Baleares en sus respectivos rankings el primer puesto de los mismos. Pues bien, hemos tenido suerte. Hemos cerrado el año 2017 con una magnifica muestra de que cuando los políticos quieren, hacen las cosas de forma estupenda. Muy bien hechas. Voy a contarles.



A principios del pasado mes de diciembre encontré en un restaurante al alcalde de Palma, Antoni Noguera. Nada más verlo me salió del alma preguntarle si tenía previsto salir al mar para ver el Trofeo Ciutat de Palma, la competición deportiva más veterana de las islas, organizada por el Real Club Náutico de Palmay que, además está patrocinada por el Ayuntamiento de la cliudad. Un trofeo internacional en el que participan 400 optimist de toda Europa y en el que compiten 400 niños y niñas de edades comprendidas entre los 7 y 13 años. Una competición que hay que verla y disfrutarla en el mar. Una auténtica pasada de bonita que es.



Así se lo dije al alcalde. Mostró su interés de inmediato. No sabía que podía ir a verla y cuando le informé que quien quisiera podía pasar por el club y pedir que le sacaran a ver la regata, se mostró más interesado todavía y me pidió si podía organizarle una salida para incluirla en su agenda política, y que le confirmara el día. Me bastó hacer una llamada a Manu Fraga, el director deportivo del RCNP, y en segundos tranquilizó mi petición y me avanzó que él mismo se lo comunicaría al alcalde. Manu sabía porque yo estaba interesado en ver al primer edil en el mar. Y de gallego a gallego me dijo: «Pepe por fin lo has conseguido. Han pasado un porrón de años pero esta vez seguro sacarás a un alcalde o alcaldesa a ver la regata».     



Y el alcalde Toni Noguera se lo pasó en grande. Así me lo dijo en otro encuentro que tuve con él a la semana siguiente. Nada más verme, me soltó que todo lo que le había hablado de la regata era cierto. Que ver a los regatistas había sido un espectáculo emocionante e inolvidable y que a partir de ahora siempre la tendría presente y añadió: también ver a las familias, que vienen a pasar la semana en Palma con sus hijos.



Sus palabras me reconfortaron. Ya no tenía que preguntar cada año en las ruedas de prensa del Trofeo si el alcalde o la alcaldesa iban a salir al mar. El alcalde Noguera ha sido el primero de todos los primeros ediles que anteriormente han ocupado su cargo que lo ha hecho. Saludar a los regatistas y sus familias. Hablar con los organizadores y hasta con los patrocinadores privados. Estuvo encantador con todos. Los niños y niñas ya pueden decir que el que manda en la ciudad, el alcalde, el batle, el major, el bürgermeister, salió al mar a verles competir y navegar. Lo que es todo un auténtico detalle ¿O no?



Postdata: Por cierto, también he visto al alcalde Noguera hace unos días en la APB felicitar 2018 y hablar con los empresarios náuticos. Me temo que tendré que hablar bien del alcade una vez más. ¡Lo haré encantado!